Executive coaching.

¿Qué es el Coaching Ejecutivo o Executive Coaching?

Dirigido al ámbito laboral, y en concreto a ejecutivos, gerentes, jefes de equipo o trabajadores que quieran alcanzar altas cotas de desempeño profesional, las principales metas que se persiguen, con este tipo de Coaching son:

  • Consecución de metas profesionales (individuales o grupales).
  • Dirección por objetivos y optimización de los rendimientos empresariales.
  • Mejora de las relaciones personales y la comunicación en el ámbito laboral.
  • Liderazgo y desarrollo de proyectos.
  • Mejor gestión de los recursos de la empresa.
  • Desarrollo de competencias y actitudes profesionales (Productividad).
  • Conciliación de la vida laboral y personal.
  • Gestión del tiempo, y gestión ante el cambio (traslados, cambios jerárquicos y profesionales, funcionales, etc…).

uno defi

En el coaching ejecutivo la relación es individual, el coach persigue que el coachee (el ejecutivo) alcance su máximo desarrollo profesional y personal mediante preguntas que realiza el coach al ejecutivo, estimulándolo y consiguiendo que el ejecutivo llegue por su conocimiento, por la reflexión, el pensamiento, el potencial desarrollo de la faceta personal y profesional, el cambio de actitudes y aptitudes, la mejora de habilidades y competencias, el estudio, la observación, la meditación y la potenciación del talento y las capacidades humanas, a ese nivel de alto rendimiento, que va persiguiendo y mejorando en aquellas áreas que desee mejorar.

El Coaching Ejecutivo o Executive Coaching ayuda al directivo al que se dirige el proceso a gestionar, administrar o dirigir su compañía o el área de negocio bajo su responsabilidad de una manera más responsable, sostenible, ética, solidaria, humanista y, consecuentemente, más rentable, productiva y competitiva, ya que intenta englobar todos los aspectos del ejecutivo tanto a nivel laboral como personal.

dos def

En este tipo de Coaching, las sesiones se pueden hacer presenciales, por teléfono, vía Skype… El que sea de una manera u otra será de mutuo acuerdo entre el ejecutivo y el Coach, esta variedad de opciones, facilita que el coachee se organice como mejor le convenga y se garantiza que el coachee se encuentre en una situación ideal para realizar la sesión.

En cuanto a la duración en el tiempo, lo normal es que se realicen al principio una sesión semanal y posteriormente se vayan dilatando en el tiempo siendo cada 15 días, terminando todo el proceso como mucho en 8 meses.

A modo de conclusión podemos decir que este tipo de Coaching tiene sus limitaciones,tres defi  ya que el ejecutivo presenta su mapa sobre el que trabaja con el Coach. No es objetivo, ya que se trabaja sobre la visión que el ejecutivo tiene de la situación. Para mejorar esta situación existen otros tipos de Coaching que analizaremos más adelante que quita esa subjetividad como es el Shadow Coaching.

Anuncios